DIOSOY, ser en esencia y en presencia: La guía del tesoro que tú eres

¡¡¡Adquiere tu libro electrónico en Barnes & NobleKOBOAmazon y en diosoy.com!!!

La gran mayoría de seres humanos estamos en la búsqueda de lo que llamamos felicidad sin realizar que ésta se halla –y siempre se ha hallado– dentro en nosotros. Quizá es precisamente por ello que no sea fácil de encontrar y mantener por largo tiempo ya que la buscamos afuera: en la pareja, en el dinero, en el trabajo, en el éxito, entre otras muchas cosas. Y aunque en el externo sí hay muchos recursos que nos proporcionan algún tipo de felicidad, por lo general estos son efímeros, de corta duración, llevándonos a caer de nueva cuenta, en el cansancio de reanudar una búsqueda sin fin. Lo mismo sucede con el amor, la alegría, la abundancia…

Hay que mirar adentro de cada Ser para hallarlo todo. DIOSOY, ser en esencia y en presencia, es un libro que trae las guías precisas para que, desde dentro, abras unos ojos llenos de “sentires” y descubras ahí todo lo que buscas y necesitas; porque DIOSOY te conduce a experimentar el amor más importante de tu vida: el Amor a ti mismo, a ti misma.

En DIOSOY se despliega, página tras página, capítulo tras capítulo, el proceso que te invita a vivir tu estancia en el mundo de manera creativa y amorosa. Porque todo lo que vives y dejas de vivir depende de ti y DIOSOY te da las pautas para que, desde quien tú eres, generes la vida que por tiempos inmemorables tu alma anhela experimentar.

Es un mapa de internamiento para lograr la liberación de todo lo que te ata e impide que sientas tu poder divino y contactes plenamente con la gran presencia que eres. Es desde ahí, desde tu interior conectado con tu Ser, que la sabiduría de toda vida se hace presente y todo el Amor que te puedes brindar en el reconocimiento de quien en verdad eres logras manifestar. Sabe que eres tú quien te expresas, creando siempre para ti, la realidad que desees. Te des cuenta o no te des cuenta, eres tú quien crea lo que vives. Y como eres tú quien crea desde lo que piensas y crees, entonces si no te gusta lo que vives, tú y solo tú tienes el poder de cambiarlo.

Te invitamos a leer DIOSOY y recorrer el acontecimiento que es recordar quién eres en verdad y de dónde vienes. Recordar tu Origen. El Origen.

Imagina que te lanzas hacia dentro de ti y descubres la luz que eres. Atrás quedan las dudas, los miedos, las culpas… Todo ello, producto de tu mente que nublaba tu visión interna. Y hoy ¡despiertas! Recuperas lo olvidado y disfrutas de tu Ser.

DIOSOY es una aventura de Amor a ti en todos los sentidos. Es una invitación a honrar todos tus aspectos. Por ejemplo, tu cuerpo. El cuerpo físico que hoy usas y por el que te es posible estar en el mundo y leyendo estas palabras, ¿cómo lo tratas? Es una maquinita perfecta y sin embargo, ¿lo consideras? ¿lo cuidas y apapachas?

¿Qué dices de tus emociones… Te das permiso a expresarlas o te las quedas dentro por temores que sólo habitan en tu mente, estancándose y creando bloqueos que más tarde se convertirán en malestares físicos y enfermedades?

¿Te percatas de qué tipo de pensamientos llenan tu día? Son ideas de alegría y optimismo o por el contrario, ideas de opresión y miedo porque las noticias que te “gusta” escuchar te llenan de temores que ni siquiera son tu realidad pero crees que sí. ¿Vives más del pasado-pesado y dejas pasar oportunidades de plenitud en tu aquí y ahora? ¿Le das más importancia al “negrito del arroz” que a todo lo demás que te rodea y que es hermoso? ¿Cómo vives tu sexualidad? ¿Con culpa? ¿Con miedos? ¿Con vergüenza?

Al leer el libro, irás avanzando en el reconocimiento de estos aspectos y en muchos, muchísimos más, profundizando acerca de tu existencia y analizando parte por parte, de forma simple y cercana, todo lo que te conforma como ser humano y como el Ser divino que eres y que somos todos. Así que cuando leas DIOSOY, no te extrañes si acaso sientes que las palabras que van emergiendo ante tus ojos parecieran estar escritas por ti. En lo profundo, son palabras que irás recordando tuyas.

Sugerimos que leas despacio, sintiendo y, sobre todo, que leas respirando. Es decir, que leas dándote cuenta de que estás respirando. Muy probablemente se te antoje respirar profundo y, al exhalar, suelta cualquier energía que traigas atorada y caduca. O simplemente te den ganas de disfrutar de la sensación sabrosa que da inhalar y exhalar consciente… ¡Aaaah… qué rico!

Al final de algunos de los capítulos, proponemos unos ejercicios a manera de meditación; las llamamos “meditaciones inspiradas” porque son ejercicios “inspirados” en el amor y en la expansión de tu consciencia además de que estarán acompañados de tu respiración. Son maneras de practicar e impregnarte de lo leído en el capítulo. Si prefieres escucharlos para poder cerrar los ojos, encontrarás los audios de cada una de las meditaciones inspiradas en la sección “audios” del sitio www.diosoy.com

Ojalá que disfrutes mucho tu experiencia de leer DIOSOY, ser en esencia y en presencia porque así fue escrito, pleno de disfrute, música, risas, silencios y dedicación. Sentirás que tiene un ritmo peculiar, será tu ritmo el que mueva tu sentir y puedas detectar qué hacer, qué soltar, qué cambiar o hacia dónde dirigirte para consumar tu transformación. Juega a que te lo lees a ti, que te lees tus palabras y que más que entenderlas… las SIENTES. Claro que podrías encontrarte con que algo o todo en el libro te incomoda o disgusta… ¡Qué bien! De eso se trata, de moverte, de sentirte, de confrontarte con valores que te atrapan y que probablemente ni siquiera sean tuyos y, a partir de tus descubrimientos, vayas decidiendo por ti y para ti: se trata de tu libertad, uno de los caminos al Amor.

Y como dice Martín Villanueva en el prólogo de DIOSOY “Al recorrer el sendero llegarás a maravillarte ante lo más simple y lo más hermoso: Tú eres DIOSOY, siempre lo fuiste, siempre lo serás… ¡Buen viaje hacia el Tesoro que tú eres!”