¿Por qué vivimos? Aunque es mejor contestar a la pregunta… ¿Para qué vivimos?

Por Luis Montoya Birrueta

 

 

Para atender a estas preguntas, primero necesitamos diferenciar entre una existencia casual de vida, y una vida con distintos propósitos. Hay quienes consideran nuestra existencia como una casualidad cósmica o, en su defecto, una creación de la naturaleza. Y es así cómo aquí estamos viviendo en un planeta denominado Tierra, que gira alrededor de una estrella que hemos llamado Sol, y que estos, a su vez, se mueven en una galaxia que llamamos Vía Láctea, y que esta, a su vez, se mueve en el Universo.

Pero, ¿y este Universo se mueve en torno a algo?

Este Universo físico, tal cual lo conocemos, así como todos los elementos que lo componen, tuvieron un punto de inicio. Hubo un momento en el cual se manifestaron; digamos que aparecieron. Dicho momento se presentó en un punto del No-Tiempo. Entiendo que tu mente se resista a comprender este concepto ya que no lo ha registrado, y requieres romper esos filtros mentales para abrirte a conceptos más profundos. Llegará su momento. Poco a poco.

Hay explicaciones científicas y religiosas ante el hecho de la creación del Universo. Los científicos han aceptado la teoría que dice que hubo un momento a partir del cual el Universo empezó a expandirse. Incluso han llegado a calcular, mediante sus posibilidades, la antigüedad en años de ese momento. A esto le llamaron el Big Bang. En esta teoría también se dice que el Universo se sigue expandiendo actualmente.

Las religiones atribuyen nuestra existencia, así como la existencia de todo, a un Ser o Seres divinos quienes la crearon. Inclusive se les ha atribuido la creación de un sistema de leyes o normativas mediante las cuales tenemos que convivir y obedecer, ya que, de lo contrario, podríamos ser severamente castigados, llegando incluso a padecer un castigo para toda la eternidad.

Hay otras creencias que dicen que solo somos una casualidad en el cosmos; que no hay seres divinos ni nada; que el Universo está ahí, y que la Tierra, así como todos los seres vivos que la habitan, o la han habitado, son fruto de una evolución que ha durado millones de años. Estas creencias dicen que este sistema de planetas se formó hace millones de años y que la Tierra tuvo las condiciones propicias para que se diera vida aquí; tal cual la conocemos.

¿Qué piensas al respecto? Aún mejor, ¿qué sientes al respecto?

Vayamos por partes. Una vez identificado el punto de inicio, es decir el Big-Bang (por decirlo de alguna manera para que la mente lo pueda entender), a partir de ahí surgen todos estos escenarios materiales para que pueda haber un lugar en el cual experimentar la vida, pero que a su vez también estamos y están experimentando la existencia. ¿Quiénes? Ya daré respuesta a eso.

Por un lado, los seres humanos están experimentando su existencia por medio de la vida en el planeta llamado Tierra.; y como ya hemos visto, este planeta es un escenario en el que viven millones de especies animales y vegetales, también viven los seres humanos, es decir, están siendo humanos. Pero, ¿qué es un ser humano?, ¿cuáles son las partes que lo integran? y no me refiero a los órganos de su cuerpo.Y, si vamos más allá, ¿cómo sabe cada célula de su cuerpo el sitio que le corresponde ocupar? ¿Cómo sabe cada átomo que compone este universo material el lugar que debe ocupar, así como su función? ¿Solo hay vida en esta Tierra? ¿Qué es lo que sostiene a los planetas, galaxias, cometas, polvo y gases estelares…?

Todas estas preguntas y muchas más tendrán su respuesta, pero requerimos ir paulatinamente para que la mente pueda ir procesando información que no está acostumbrada a recibir.

Esa expansión del Universo, en sí mismo, da escenarios para experiencias potenciales de existencia y vida. El denominador común de todos los elementos que lo componen es la Energía.

Absolutamente todo es Energía, ya sea potencial o liberada. Dicha Energía vibra en infinitas longitudes y frecuencias vibratorias de onda, dando como resultado infinitas configuraciones potenciales de existencia. Aquí surge la pregunta, ¿pero para qué?, ¿cuál es el chiste de la vida?

Veamos, hay algo que forma la parte absoluta del Todo, tanto lo que perciben nuestros cinco sentidos, así como todo lo que se sale de su rango de identificación. Ese “algo” es el que sostiene cada átomo del Universo conocido y desconocido. Ese algo es lo que está detrás de Todo. Ese algo es la esencia de cada célula del cuerpo humano, animal y vegetal.

Hay muchos seres humanos que lo han identificado en consciencia. Hay otros seres humanos que lo han identificado en la teoría, pero aún les falta entenderlo en consciencia. Y hay otros seres humanos que están totalmente ajenos a este conocimiento y no tienen ninguna intención por recibirlo y recordarlo. Tú ya lo estás.

Continuaremos la próxima vez.

Un abrazo al corazón.

In lak´ech.

 

Acerca de Luis Montoya Birrueta

Luis Montoya Birrueta
Q-La vida! Después de algunos años de experimentar un verdadero infierno, totalmente desesperado y habiendo agotado las posibles soluciones que tenía a mi alcance, así como la gente que intentaba ayudarme, pedía ayuda intensamente desde mi soledad a quien me escuchara. Mis plegarias fueron atendidas y se manifestó el auxilio por medio de Seres que están en otras frecuencias vibratorias, entre ellos el maestro Jesús. Es un honor para mí ser un instrumento y poder compartir contigo los mensajes que he recibido. Gracias por estar ahí. Luis es terapeuta, escritor y pensador. Para contactarlo visita su página en facebook o escríbele a su correo: luismbirrueta@hotmail.com