La ley de la atracción: ¿Cómo atraer el dinero?

Para atraer dinero con la Ley de la atracción debemos activar nuestros pensamientos, lo que creemos y lo que sentimos. Los pensamientos son la fuente de todo ya que de ellos emanan las emociones, y esas emociones son las que mandan una frecuencia hacia el universo, el cuál responde a tu frecuencia enviándote más de lo que sientes de vuelta. De esta manera, para recibir algo debemos desearlo realmente y creer que lo merecemos totalmente, porque lo que tú crees es lo que se convierte en tu verdad.

            Para empezar a atraer el dinero primero debemos sentirnos bien con nuestro cuerpo y alma. Si tenemos una base sólida en cuanto a salud (alimentándonos bien y haciendo ejercicio para tener energía), ya habremos empezado con el pie derecho. La confianza en ti misma nacerá de un cuerpo en esplendor y de una mente despierta. En cuanto a la mente, es necesario que tomemos consciencia de cómo nos sentimos para poder alimentar esa felicidad que necesitamos vibrar hacia el universo. Un truco para sentirnos felices es realizar las cosas que más nos gustan, desde tomar un baño caliente o escuchar nuestra canción favorita, hasta ponernos a hacer lo que más nos apasione.

            Lo siguiente es concentrarnos en la abundancia. Si nos sentimos pobres y endeudadas, en el futuro tendremos más de lo mismo; en cambio, si agradecemos lo que tenemos y vemos que somos abundantes y capaces de crear mucho dinero, este será nuestro nuevo futuro. Deshazte de tus deudas, vende lo que ya no necesites y recupérate para volver a tener pensamientos de abundancia. La deuda te hace esclava de la persona o la institución a la que debes, lo que pone un candado a tu vibración. Una buena forma de dirigir nuestros pensamientos hacia la abundancia es pensar que tenemos una fuente infinita de ella. Solo basta mirar a nuestro alrededor y mirar cuántos árboles para respirar oxígeno tenemos, para darnos cuenta de que esto es cierto.

            Es muy importante respetar nuestro dinero; gastarlo sabiamente. Una forma de gastar nuestro dinero con sabiduría es invertirlo, multiplicarlo para que este nunca falte. Puedes guardar dinero en un banco para que suban sus intereses o comprar algo que te genere ganancias pasivas, como una máquina para hacer helados que trabaje sola o un inmueble que se pueda rentar. Tenemos que impregnarnos del deseo de dinero, aprender sobre él para saber cómo invertirlo e incrementarlo y cómo gastarlo sabiamente, pues, si respetamos el dinero, este seguirá con nosotros por un largo tiempo. Pon atención a tu alrededor porque el mundo está lleno de oportunidades, ábrete a nuevas ideas, nuevas formas de ganar dinero de manera creativa.

            Comparte lo que tienes para afirmar en tu mente, una vez más, que en tu vida hay mucha abundancia. Eres tan abundante que puedes compartir lo que tienes; puede ser dinero o tan solo tu compañía, hay muchísimas formas de ayudar y de compartir. Compartir es la clave para decirle al universo lo rico que eres y el universo te responderá con un enorme “Sí, lo eres”. Utiliza tu empatía para determinar quién necesita de tu ayuda, tal vez alguna familia en apuros quien apreciará enormemente un plato de comida o tus familiares y amigos más cercanos que apreciarían que alguien los escuche y les regale un poco de su tiempo. Te sorprenderá cómo el acto de compartir aumenta de manera increíble tu nivel de felicidad y abundancia.

            Por último te daré unos consejos para atraer el dinero de forma más rápida:

1.- El universo no distingue entre una moneda de cincuenta centavos y un billete de mil pesos, para el universo cualquiera de las dos significa dinero. Una vez dicho esto, sabremos que al encontrarnos tirada una moneda de cincuenta centavos (las cuales están en todos lados) podremos recogerla y celebrarla como si fuesen millones los que hemos encontrado; así el universo reconocerá cómo te sientes acerca del dinero y te proporcionará más de este en tu vida. Estar agradecido de lo que nos encontramos, lo que nos regalan y lo que ya tenemos es una señal muy fuerte que estamos mandando al universo para que nos dé más de vuelta.

2.- Tomemos una moneda en la que vamos a escribir un número. Ese número tiene que corresponder con la suma mensual que queremos obtener a partir de este momento de nuestra vida. El número tiene que ser lo suficientemente grande como para emocionarnos, pero también tiene que ser una cifra que realmente podamos alcanzar, el número no es lo que realmente importa sino lo que nos hace sentir este número. Una vez que tenemos el número, debemos ponerlo con un plumón en la moneda, por ejemplo, $50,000.00 al mes y debajo de esta cifra debemos escribir para qué usaremos el dinero y cómo lo vamos a obtener.

Debemos tener en cuenta que una de las maneras más efectivas para hacer mucho dinero es hacer algo que nos apasione, ya que al dedicarnos a algo que nos guste, el universo nos dará las herramientas para continuar con ello y hacerlo crecer y, por lo tanto, nuestro dinero también irá aumentando. Si ya tienes un trabajo y no te gusta ese trabajo, siempre se puede empezar con algo pequeño. Solo tú puedes hacer ese cambio y también recuerda que solo tú eliges cómo sentirte y cómo vas a vivir tu vida. Si realmente lo deseas y crees merecerlo, es tuyo.

Acerca de Anabel López Molina

Anabel López Molina
Como escritora, traductora y editora, Anabel ha logrado fusionar su amor por las letras con su convicción de promover y defender los derechos animales. Su visión es promover una dieta vegana como una alternativa más saludable y económica, y con beneficios tanto para el individuo como para la sociedad.