Encontrándose con su pasado

Por Susana Gracida

Y de algo cotidiano que me invita a escribir, les cuento:

Ella necesitaba recibir un mensaje por medio de algún objeto común.
Ella necesitaba activar su geometría sagrada que, aún sin saberlo en algún otro tiempo, ella había pactado entrar a cierto lugar en cierta hora y, si estaba conectada con su intuición, lo encontraría…

Ese día, ella entró en una tienda donde venden muchos collares y cosas pequeñas que gustan por los colores y las formas; era un día de paseo con su hija, así que cuando ella, la hija, le invitó a entrar no dudó.

Se puso a ver los diferentes collares, había un sol; le gustó y pensó en la energía solar masculina; vio una luna, y pensó en la energía lunar, la diosa…

Me gustaría tener uno de ellos, pensó… y cuando había decidido a comprar la luna, de pronto vio, entre todos los demás collares, escondido, un dije que por su forma inmediatamente le llamó la atención.

Se lo mostró a su hija y le comentó: Siento como si yo reconociera este símbolo.
Lo dejó en su lugar, nuevamente, solo para tomarlo otra vez al darse cuenta de que era el único dije de ese tipo. No había otro igual. Lo metió en la canasta de lo que iba eligiendo para llevar, para mientras, decidir si lo compraría o no…

Ella veía más cosas que le atraían mucho, visual y mentalmente, sin embargo, ese símbolo seguía clavado en su mente… Por lo que le dijo a su hija, ¡creo que debo llevarlo!

Saliendo de la tienda sintió la urgencia de ponérselo y así lo hizo, sintiendo algo muy extraño que no sabía definir. Cuando llegó a su casa lo observó más detenidamente y se dio cuenta de que la esfera que el dije tenía en medio era una Labradorita, una piedra que, dicen las leyendas, era la piedra favorita del gran mago, Merlín.

Si en la tienda ella se hubiera dado cuenta de que esa era la piedra hubiera sido suficiente razón para inmediatamente comprar el dije, pero no estaba destinado a ser así, no desde la mente; tenía que adquirirlo al conectarse con su espíritu y de esa forma, acudir a un llamado antiguo. La piedra parecía insignificante, y fue solo cuando la miró más profundamente que se dio cuenta de sus destellos.

Ese es el objetivo, ver más allá de lo aparente, recibir los mensajes que existen escondidos; y aquí realmente empieza la historia…

Por Susana Gracida
www.susanagracida.com

Acerca de Susana Gracida

Susana Gracida
Estudié comunicación y relaciones públicas, y la maestría en psicoterapia Gestalt. Doy clases de desarrollo humano e inteligencia emocional para diferentes instituciones como Seguridad Pública, Instituto Politécnico Nacional, PEMEX entre otras. Soy terapeuta holística, así que manejo diversas técnicas como: Cromoterapia, Flores de Bach, Aromaterapia, Cuencos Tibetanos, EMF, EFT, Thetahealing, Masaje Atlante, Cristales de Cuarzo... Todas estas las agrupo en una técnica que llamo "Terapia Bio-psicoenergética" y he creado una técnica para reconectar con la fuerza femenina. Asimismo, escribí un pequeño manual de trabajo personal llamado “Liberaciones”, del cual imparto un curso cada 3 meses. También estoy compartiendo al mundo un Oráculo Alquímico.