El regalo divino

Por Saúl Ramírez Giraud

El regalo divino es el tercer cuadrante de la numerología, y es el cuadrante que representa nuestros dones o nuestras virtudes. En este sector podemos encontrar qué capacidades positivas, adicionales a los demás cuadrantes (como la esencia y la personalidad) tenemos en esta vida para salir adelante en el cumplimiento de nuestra misión de vida.

Existe mucha gente que cree que solo un grupo selecto de personas tiene virtudes o dones, pero la numerología derrumba esta creencia. Cuando nosotros tenemos un estudio personalizado de este conocimiento, podemos descubrir que tenemos características que generan una fuerza adicional en nosotros para poder fortalecer los números de los cuadrantes que tengamos en negativo. Podríamos comparar a este cuadrante con una refacción que se nos entrega por derecho divino, y que también se entrega con base al trabajo kármico con el que hayamos nacido en esta vida, para también poder contrarrestarlo.

El cuadrante 3, que es el regalo divino, se obtiene a través de la suma de los dos últimos dígitos del año de nacimiento. Por ejemplo: si naciste en 1984, solo sumas los dos últimos dígitos de tu año, en este caso se suma: 8 + 4 = 12, y seguimos reduciendo al número natural como siempre: 1 + 2 = 3. En este ejemplo, el número 3 es el número del regalo divino.

El número que se obtenga en el cuadrante del regalo divino siempre será positivo, este número nunca tendrá características negativas. El regalo que indica cada número se obtiene sabiéndolo y pidiéndolo a la creación, ya que la inteligencia divina sabe perfectamente el regalo que le corresponde a cada quién, solo hay que pedirlo.

Las virtudes o regalo que otorga cada número:

  • Número 1: Capacidades para cualquier actividad creativa y poder de la invención.
  • Número 2: Capacidades para grandes negociaciones en equipo, además de grande dotes para el comercio y la industria, para ser escritor, publicista, periodista, fotógrafo y diplomático.
  • Número 3: Dones para la expresión artística-corporal como el canto y la mímica; capacidades para la comunicación en grandes niveles como en relaciones públicas y hotelería. A los número 3 les regalan la suerte.
  • Número 4: Gran capacidad intelectual, capacidad de memoria, don de la inteligencia y capacidad para las ciencias exactas.
  • Número 5: Dones para la pedagogía y la educación, así como capacidades para el ejercicio físico y las bellas artes.
  • Número 6: Dones para ayudar a los demás como asistente social, pedagogo, psiquiatra y todo lo que se refiera a altruismo. Además, el número 6 simboliza la capacidad para conectar con la espiritualidad profunda y el poder del decreto.
  • Número 7: Dones para ser un líder misericordioso que ayuda y tiene el poder de elevar espiritualmente a grandes grupos de gente. Además, las personas con número 7 tienen capacidades para la política y las leyes, pues tiene grandes habilidades para mandar y dirigir.
  • Número 8: Son personas que nacen con el don de la abundancia económica, por lo que son, por naturaleza, creadores de empresas y negocios prósperos. Tienen también la capacidad para la sanación y curación física como médicos alópatas y alternativos. Finalmente, también tienen el don de la videncia.
  • Número 9: Tiene el don de ser absolutamente compasivo y misericordioso, pues cuenta con la capacidad de ayudar desinteresadamente a la gente que más lo necesita.

Acerca de Saúl Ramírez Giraud

Avatar
Dedicado a dar consultas personales de Numerología y Feng Shui. Su formación mística lo ha llevado a viajar por la India, conociendo a Sathya Sai Baba; por Estados Unidos, obteniendo las bendiciones de Gurumayi Chidvilasananda; y también por Singapur y Tailandia, acompañando a Evelyn Murillo, con quien compartió de su sabiduría. Conoció al Maestro representante del Feng Shui-matemático del mundo; participó en varios cursos con el Grand Master, Thomas Lin Yun, fue iniciado por él en San Francisco, California, siendo él el maestro que introdujo este importante conocimiento al continente Americano. Cabe decir que el maestro pertenece a los “mil budas de oro”. (Sus ocho) Los varios años de experiencia que Saúl tiene como fengshuista, lo llevaron a lograr grandes cambios en servicio de la vida de la gente, conjugando tanto la escuela del bagua, Pa’chai, con el feng shui matemático y la astrología china. Saúl Ramírez Giraud ha complementado también sus estudios con Geometría Sagrada y el Camino del Chamán. Para consultas individuales escribe a sargiraud@yahoo.com.mx