Alimentos para combatir la depresión

Dicen que somos lo que comemos, por esto, aunque existen muchos estrategias para combatir la depresión, no hay duda de que una dieta saludable debe formar parte de un plan integral para tratar dicha enfermedad.

            Los nutrientes en la comida fortalecen el bienestar, el crecimiento y la habilidad del cuerpo de repararse a sí mismo. En cambio, una deficiencia de grasas, proteínas, carbohidratos, minerales o vitaminas puede causar que nuestro cuerpo no funcione a su máxima capacidad, lo que puede alterar el humor de manera negativa. Para evitar que esto suceda, a continuación te daremos algunas recomendaciones para mejorar tu estado de ánimo:

  • Come más antioxidantes. Los radicales libres son moléculas dañinas que llevan al mal funcionamiento del cuerpo. De hecho, estudios médicos han demostrado que es el cerebro el que corre más peligro de sufrir daños por los radicales libres. Mientras que es cierto que no existe manera de eliminarlos por completo, las comidas ricas en antioxidantes pueden reducir sus efectos dañinos.

            Para darle más antioxidantes a tu cuerpo incluye en tu plato comidas ricas en beta-caroteno, como el brócoli, la espinaca y las zanahorias; también come alimentos ricos en vitamina C, como naranjas, moras, pimientos, tomates y toronjas; y, finalmente, para obtener antioxidantes como la vitamina E, agrega alimentos como el germen de trigo, nueces y semillas.

  • No le temas a los carbohidratos. Aunque en la actualidad nos han enseñado a temerle a los carbohidratos, hay estudios que prueban que existe una conexión directa entre el estado de ánimo de una persona y los carbohidratos que consume. Esto se debe a que el consumo de carbohidratos está directamente relacionada con el químico que despierta al cerebro: la serotonina. Es bueno consumir carbohidratos, solo intenta optar por los carbohidratos complejos en lugar de los carbohidratos simples, como los que encontramos en las galletas y los pasteles. Los granos enteros, las legumbres y las frutas son una buena opción para conseguir carbohidratos saludables.
  • No olvides comer proteínas. Las comidas ricas en proteínas, como el pollo, el pescado, la soya y los frijoles, contienen el aminoácido conocido como tirosina. Este aminoácido ayuda a elevar los niveles de los químicos del cerebro llamados norepinefrina y dopamina, químicos que ayudan a concentrarte y a sentirse más alerta.
  • Llena tu plato de alimentos ricos en selenio para levantar tu ánimo. Estudios han demostrado una conexión entre un ánimo decaído y la baja ingesta de selenio. Lo ideal para un adulto es consumir 55 microgramos de selenio al día, proveniente de comidas como los mariscos, productos lácteos bajos en grasa, frijoles, granos enteros, semillas de girasol y castañas.
  • Incluye más ácido grasos en tu dieta. Los científicos afirman que un déficit de ácidos grasos omega 3 está directamente relacionado con la depresión, pues afirman que diversos estudios han demostrado que las sociedades que consumen pequeñas cantidades de estos ácidos grasos tienen un mayor índice de desorden depresivo en comparación con las sociedades que consumen una buena cantidad de estos. Así que agrega a tu comida diaria una buena dosis de Omega 3 con alimentos como las nueces, el salmón, el aguacate y los vegetales de hojas verdes.

Acerca de Editorial ioSoi

Editorial ioSoi
Equipo editorial de iosoi.