Adiós al año de resonancia 9 ( 2 + 0 + 1 + 6 )

Por Andrea Weitzner

Rupturas, separaciones, re-acomodos, desprendimientos, en resumen: pruebas, pruebas y más pruebas. Y no solo fue lo intenso, sino que, a ratos, debido a la conjunción repetida de astros retrógrados, se sintió como estar viviendo la misma lección —¡en cámara lenta!

Ahora sí que no fue lo fuerte, sino lo tupido.

Cualquier cosa que haya ocurrido, fue para limpiar el terreno y poder comenzar de nuevo. Cualquiera que haya sido la prueba, la ruptura, muerte o accidente, fue preparación para vaciarnos, aligerarnos, y conectar con lo que verdaderamente es importante.

La resonancia del año 2016, o sea 9, tuvo como lección colectiva el tema: “renunciación”. Si fue porque al fin dejaste ir esa pareja nociva, o porque falleció un ser querido; si fue porque tu ego se vio doblegado una y otra vez en situaciones de paciencia, espera, incertidumbre; cualquiera que haya sido tu tema, bendícelo, agradécelo, pues te quitó capas y capas de ego. Mediante situaciones de adversidad, vimos nuestras más oscuras reacciones contenidas en el inconsciente colectivo. El 2016 fue como una cebolla pelándose a sí misma, permitiéndonos limpiar mediante el llanto lo que se fue, para ahora abrir el corazón con humildad en esperanza por lo que vendrá.

Aprovechemos para terminar lo que queda de este año ahondando en esa vacuidad.

Durante la semana menguante de la Luna (21 Noviembre); inicia un ritual de introspección y vaciamiento; contacta a nueve personas con quienes sientas que hay asuntos pendientes, y sé el primero en decir “lo siento”. Deja ir ropa que no usas, zapatos, objetos.

El 2016 nos dejó como lección “aligeramiento”, así que, ¡qué mejor manera de hacerlo que dejando de cargar tu frecuencia vibratoria con sufrimiento animal! En nombre de los 350 millones de animales que la industria alimentaria tortura hasta la muerte a diario, te pido —te suplico— dejes de ser un eslabón en la cadena de la crueldad.

La marcha más contundente para la paz, es la que caminas al refrigerador.

El que se abstiene de comer carne por respeto a la vida no puede quitarla.

La transición pacífica de la Tierra a la nueva era está en tu plato.

Agradece a la gente que salió de tu vida este año. Bendice la lección que se te repitió sin parar.

¡2016, fue un año para comprender la templanza, forjar carácter y fortalecer el espíritu!

Por Andrea Weitzner

Acerca de Andrea Weitzner

Andrea Weitzner
Andrea Weitzner estudió Relaciones Internacionales en la Universidad Iberoamericana y un Diplomado en Cranfield Inglaterra. "Durante casi una década mi vida estuvo plagada por desórdenes alimenticios. Vencer a mi enfermedad ha sido lo más duro que he tenido que enfrentar, pero en mi búsqueda de la salida literalmente encontré el sentido de la vida." Y a partir de esta experiencia, se dedica a la concientización en servicio de personas con problemas de alimentación. En 2007 fundó la exitosa AW Foundation, implementando programas educativos, terapias y entrenamiento en materia trastornos de la alimentación. (www.desordenesalimenticios.com.mx) Ha escrito muchísimos libros, entre ellos: El camino hacia la recuperación de Anorexia y Bulimia. El A-B-C de los desórdenes alimenticios. Los trastornos alimenticios y relaciones adictivas: cuando amar te destruye. Ayudando a personas con anorexia, bulimia y comer compulsivo. Guía práctica para maestros, terapeutas y médicos. Creando el Cielo en la Tierra. Metamorfología.