Solsticio de Verano 21 de junio ¿Qué es y qué hacer?

Compartido por María Paula Vélez

Es una época que le pone fin al letargo. Desde febrero venimos sembrando, pensando, planeando y deseando hacer un montón de cosas, la hora de actuar llegó. El Sol es esa chispa de vida que viene a darle impulso a los deseos más profundos del alma, a desatrancar bloqueos, a iluminar tu parte oscura para que al fin la dejes ir (perdonándote y perdonando todo); además ilumina los miedos con los que has elegido vivir para que decidas si continúas con ellos o no.

Solsticio es la fiesta del Sol, de la acción, no más planear, pensar, controlar y analizar, es hora de actuar. Ahora nadie tiene la culpa de lo que te haya sucedido en el pasado, ahora tu asumes la responsabilidad por tu felicidad o por tu paz.

Así que, este 21 de Junio, nos reencontramos con ese CREADOR interno y recogemos los frutos de estos meses pasados e iniciamos con toda la fuerza del Sol el camino hacia adelante, hacia la VIDA, hacia la VERDAD, hacia el AMOR, hacia la COSECHA, y enfocados en nuestra MISIÓN de vida, porque ahí está nuestra paz, felicidad y abundancia, el resto sería como seguir cargando una cruz que nadie quiere.

 

¿Qué hacer en este periodo?

  1. Parar de planear y empezar a actuar.
  2. Recoger frutos (de los avances y esfuerzos).
  3. Agradecer lo que está sucediendo que son tus aprendizajes pendientes, agradecer lo que ya entendiste y lograste cambiar y, por supuesto, agradecer ¡todo lo que te ha sacado sonrisas!
  4. Regalarle una ofrenda a la Tierra en señal de que reconoces el agua, el alimento y el cobijo que te brinda cada día. Puedes sembrar, apadrinar un animal desamparado, unirte a una causa por el bien común o lo que sienta tu corazón como un acto de gratitud tuyo.
  5. Haz algo por ti. Ámate y demuéstralo. Si no te cuidas, no te valoras, y buscas una vida mejor por y para ti, nadie más lo hará. Ámate, que tú vales mucho y tienes muchas cosas especiales que te hacen único y única. Piensa en ti, sálvate tú, sé amoroso contigo y acepta tu humanidad, renunciando a una supuesta perfección.
  6. Entrega tus miedos al Sol, a la Luz si deseas hacerlo, o puedes continuar cargándolos, es tu libre opción.
  7. Abre los brazos a recibir aquello que tanto añora tu corazón y por lo que has trabajado y pedido tanto. Pero si no has hecho mucho por aquello que tanto dices amar entonces aprovecha la fuerza del Sol, ese impulso que comienza este 21 de junio y empieza a demostrar que sí lo quieres y que estás dispuesto a ganártelo y cuidarlo. Todos merecemos lo mejor, pero no todos trabajamos por esa felicidad. El velo del miedo o de la falta de voluntad e incluso las influencias externas nos hipnotizan para no actuar. Pero ahora es solo nuestra responsabilidad, ya no hay más a quien culpar.

 

El Sol, el fuego, es la chispa que enciende y le da vida a los sueños; tu corazón le dará la forma perfecta y tus manos y pies terminan de hacerlo realidad. Así que… ¡es tiempo de actuar!

¿Y si te equivocas? Pues a eso vinimos: a equivocarnos para poder saber por dónde no es. Aprobar caminos más divertidos y a salirnos de lo que nos quitan alas.

¡Buen solsticio para todos! Y que la claridad, la protección y las ayudas del Creador siempre sean visibles para ti.

En amor y permanente aprendizaje, para todos ustedes,

María Paula Vélez

www.mariapaulavelez.com

Comments

comments

Acerca de Editorial ioSoi

Editorial ioSoi
Equipo editorial de iosoi.