“Es que ya nada me interesa”

Por Bruno Díaz

El título de este artículo es una frase que he escuchado en varias ocasiones de la terapia (y en la vida toda), que es prima hermana de “ya nada me divierte o entusiasma”… A veces se suele buscar la causa, en ocasiones se recomiendan cambios o que el paciente relate más acerca de esto, se piensa en depresión, en un aplanamiento emocional y no sé qué más… Está bien, pero quiero abordar la cuestión desde un punto de vista distinto.

¿Por qué la vida habría de ser interesante para ti?

Imagino de pronto que nos confundimos, y con nuestra forma de pensar habitual, vemos a la vida como si fuera un personaje, sujeto a nuestras valoraciones de útil-inútil, divertido-aburrido, importante-no importante. Le exigimos a la vida que nos interese. Esto es al menos, extraño.

¿Pero, si fueras tú quien le tiene que interesar a la vida?

De manera similar, si la vida ya no “te divierte o entusiasma”, podríamos repreguntar, ¿Acaso la vida es un bufón? Pienso que sería interesante voltear el punto de vista y empezar a plantearse cómo uno, podría ser interesante o divertido para la vida. Que la vida se recree en uno, que la vida se renueve y llene de gozo en el instante y chispazo efímero que somos.

A la vida le interesaría, imagino, la vitalidad, el corazón, la pasión, el entusiasmo, lo genuino y auténtico. Si lo auténtico es estar desvitalizado, seguro que habrá que descansar; desde este punto de vista, creo que a la vida le entusiasmaría vernos florecer o levantarnos después de un sufrimiento, que a la vida le electrizaría el que tomemos un respiro profundo y que digamos, ¡va de nuevo, aquí está mi corazón!…

En el altar del instante, ofrezco el copal sin tiempo de mi corazón, escucho adentro de mí y plasmo esta frase, como una provocación, como una imagen, como un misterio. Obviamente, la vida no es un personaje y nos recibe y acepta tal cual somos. Aún así, me parece lindo imaginar, que en lugar de pedir, por una vez, demos; así porque sí. Darse, como el corazón que se entrega completito a cada instante y al siguiente se vuelve a llenar solito, sin pedirlo.

Bruno Díaz

¿Te gustaría llevar tu proceso de terapia con Bruno? Escríbele a bruno_d77@hotmail.com

Comments

comments

Acerca de Bruno Díaz

Bruno Díaz
Soy Psicólogo de-formación (con y sin guion) y estoy entrenado en psicoterapia transpersonal, ericksoniana y junguiana arquetípica. También soy terapeuta floral. En cada formación (y en la vida), he aprendido y sigo aprendiendo, que hay “algo” muy genuino que empuja desde dentro para ser vivido y así tomar ciertas sendas que nos llevan a lugares de Plenitud. Y también, que ese “algo”, a veces se conduce o se inspira (en el mejor de los casos), pero que también se modifica, reprime o esconde, llevando a lugares de sufrimiento repetitivo. Mi trabajo es acompañarte a darle voz a lo que para ti es genuino y auténtico y que, a veces, aunque te suene extraño toma el disfraz de síntoma, sufrimiento o complicación. Cuando le damos voz, podemos escuchar ese algo, que ansiaba ser reconocido, nombrado y escuchado y que tiene muchas cosas que enseñarnos… Para consultas escríbeme a bruno_d77@hotmail.com