El llamado y la llama

(luciérnaga del Corasol)

Por Bruno Díaz

 

Hay una llama,
que arde despacito y sin pausa
en el bosque protector de las costillas

Una llama que danza
mientras se consume,
ondulando con la vida
y ardiendo llama,
con su voz luminosa y cálida;
pequeño sol invisible
dentro del universo del cuerpo
un corasol que cuenta su crepitante historia
en una tonada: llamado ardiente;
sangre tibia que recorre
con su melodía
todos mis recovecos

Llama que llama
desde los bosques desconocidos
del interior
y que me invita a realizar una travesía
hacia el Misterio…

Sin saber, ando,
con la confianza plena
de que el viaje es la transformación
y el camino el maestro
Respondo al llamado:

llamarada interna
que me guía donde no hay sendas
soy una brasa,
una luciérnaga roja y alocada
de la hoguera universal,
que arde
vigorosa y amante
en la tremenda noche cósmica

Bruno Díaz

Comments

comments

Acerca de Bruno Díaz

Bruno Díaz
Soy Psicólogo de-formación (con y sin guion) y estoy entrenado en psicoterapia transpersonal, ericksoniana y junguiana arquetípica. También soy terapeuta floral. En cada formación (y en la vida), he aprendido y sigo aprendiendo, que hay “algo” muy genuino que empuja desde dentro para ser vivido y así tomar ciertas sendas que nos llevan a lugares de Plenitud. Y también, que ese “algo”, a veces se conduce o se inspira (en el mejor de los casos), pero que también se modifica, reprime o esconde, llevando a lugares de sufrimiento repetitivo. Mi trabajo es acompañarte a darle voz a lo que para ti es genuino y auténtico y que, a veces, aunque te suene extraño toma el disfraz de síntoma, sufrimiento o complicación. Cuando le damos voz, podemos escuchar ese algo, que ansiaba ser reconocido, nombrado y escuchado y que tiene muchas cosas que enseñarnos… Para consultas escríbeme a bruno_d77@hotmail.com