Camino al despertar*

Cada vez que estés ante una persona y te sientas negativo(a), sea la emoción que sea… cada vez que estés viviendo una situación concreta que te produzca dolor, tristeza, rabia o cualquier emoción de las que etiquetamos como negativas, recuerda que la culpa no es ni de la otra persona ni de la situación… de hecho, tampoco es tuya. Simplemente, esa persona o situación te están ayudando a que tomes consciencia de tus emociones negativas; ellas son un espejo en el que se reflejan las emociones que están en tu mente inconsciente y de las cuales no eres consciente.

Únicamente puedes ser consciente cuando alguien o algo te lo está reflejando… Así funciona, porque casi siempre nos estamos proyectando.

Así que, ahora, puedes cambiar tu perspectiva de visión y darte cuenta de que nadie ni nada te hace daño a ti, ellos simplemente te ayudan a que hagas consciente lo que ya está en ti, en tu mente.

Por tanto, agradece a la vida por mostrarte a través de otras personas o situaciones, todo aquello que debes trabajar en ti para liberar, para sanar… pues solo así puedes realmente darte cuenta de qué es lo que hay en ti, en tu mente inconsciente, que hay que purificar.

¿Y cómo sanarlo?

Aceptando esas emociones, abrazándolas, amándolas, sin resistirse a ellas, sin negarlas, sin alejarlas de tu corazón, porque sabes que son parte de ti!!

Todo aquello que no aceptas, que no amas, se va a ir repitiendo en tu vida en forma de sufrimiento, para que aprendas a amarlo y a trascenderlo, pues tu verdadero objetivo es la paz interior.

*Autor desconocido, texto compartido en grupo de whatsapp “SembrArte”

Gracias

 

Comments

comments

Acerca de Editorial ioSoi

Editorial ioSoi
Equipo editorial de iosoi.